Líderes para el cambio social: concluye el II Programa de Liderazgo Iberoamericano

La crisis del coronavirus ha truncado muchos proyectos formativos y actividades y, entre ellos, el II Programa de Liderazgo Iberoamericano de la Fundación Pablo VI. Pero los 14 jóvenes participantes de Argentina, México, Perú, Chile, Ecuador y Colombia, han podido, al menos durante una semana, vivir la gran experiencia de aprendizaje y encuentro que supone este programa, que se celebra por segundo año consecutivo, con el apoyo de Santander Universidades.

Del 2 al 11 de marzo los jóvenes han visitado importantes instituciones públicas y privadas, como el Defensor del Pueblo, la Real Academia de Ciencias Morales y Políticas, el Consejo de Estado, la Secretaría General Iberoamericana, el Ayuntamiento de Madrid o la empresa de consultoría e ingeniería IDOM; han recibido formación teórica y práctica en herramientas para el liderazgo y el cambio; y han compartido inquietudes y pasión por transformar la realidad en la que viven. 

“El programa me ha brindado la posibilidad de descubrir la similitud de nuestros problemas y la forma de afrontarlos en conjunto, como países Latinoamericanos”, dice Luis Escudero, abogado peruano de 26 años, que trabaja en la Corte Suprema de Lima. “He aprendido que el verdadero líder es el que se forma para ser agente de cambio, el que confía en su equipo y delega responsabilidades”.

“Fue muy gratificante encontrar personas que también tienen la necesidad de trabajar para que la sociedad en la que vivimos sea mejor cada día”, explica Verónica Vuksanovic, argentina, licenciada en Relaciones Internacionales y Ciencias Políticas. En la misma línea se expresa Rubén Leal, ecomista y profesor mexicano, que trabaja como secretario de Fortalecimiento Interno del PAN, en Nuevo León. “Desde hace muchos años los retos de nuestros países van más allá de las arbitrarias fronteras nacionales, por lo que las soluciones deben también superar estas fronteras”

En el programa, han participado jóvenes con perfiles muy diversos, del ámbito de la política, la economía, el derecho, la comunicación o el desarrollo. Ivette Antilaf, mujer mapuche de Chile, que trabaja en el empoderamiento de su comunidad en temáticas como la agroecología, la sostenibilidad, los derechos humanos y la igualdad, muestra su satisfacción por una formación que le ha permitido adquirir múltiples modelos y herramientas para exportar en su ámbito de trabajo. Para el también chileno Carlos Vega Riffo, administrador público y Director de Comunicación de la Organización Democrática Mundial, ha sido “una forma de tender puentes”.

 

AyuntamientoMadrid

Hemos aprendido que el “liderazgo es servicio”, dice David Millán Pinzón, joven colombiano que gestiona una plataforma para conseguir formación de alta calidad para estudiantes de todo el mundo; que “el trabajo en equipo y orientado a la búsqueda del bien común romperán las barreras y los límites que nosotros mismos creamos”, asegura Andrea Catalina Garzón, también colombiana; y que “ante el miedo y la incertidumbre” nosotros podemos ser “faro de esperanza para los demás”, prosigue Lina Patricia Sedano Rodríguez, ingeniera ambiental y coordinadora del Movimiento Católico Mundial por el Clima para Colombia.

Todo ello sin olvidar los grandes lazos personales que se crean en el grupo, que durante semanas comparte experiencias profesionales, vitales y formas de entender el mundo. Es “una de las cosas más valiosas que me llevo”, apunta el mexicano Gerardo Uribe, las amistades y la promesa de seguir trabajando juntos. Para el ecuatoriano Alejandro Mejía, la experiencia ha sido “un don”, que ahora tenemos que transformar en “tarea”, con la convicción, asegura Ana Raquel Estrella, ingeniera comercial de Ecuador de que cada uno, desde nuestro entorno, “tenemos la oportunidad de cambiar el mundo y marcar una huella”.

 

 

La ética en el servidor público y en las empresas, la cooperación, la innovación, la sostenibilidad o la comunicación, han sido algunos de los temas de las sesiones formativas de este programa para el que se ha contado con la participación de profesores como Francisco Prat, responsable de proyectos de Cáritas; Jerónimo José Martín, crítico de cine y Presidente del Círculo de Escritores Cinematográficos; Tahina Ojeda, profesora de del Instituto Universitario de Desarrollo y Cooperación de la Universidad Complutense de Madrid; Pedro José Rabadán Benito, periodista y profesor de comunicación; y Leopoldo Calvo-Sotelo, Letrado del Consejo de Estado. Durante el transcurso del programa, han sido recibidos por las embajadas de sus países y por el presidente de la Fundación Pablo VI, el obispo de Getafe, Ginés García Beltrán.

 




Buscar

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies